Primera visita del capellán a la misión española

El primer fin de semana de marzo recibimos la visita del Padre Paul de Tarse. Ha sido la concreción de una experiencia nueva en la Comunidad: el capellán a distancia. Se trata de un sacerdote que asiste regularmente una presencia de las Bienaventuranzas reducida y laical, ofreciendo a través de su ministerio sacerdotal el carisma propio. Al mismo tiempo es una experiencia de solidaridad y apoyo mutuo entre la rama seglar y consagrada de la Comunidad.

El padre Paul de Tarse reside habitualmente en la casa de Saint Martin du Canigou, en el sur de FRancia y vendrá periódicamente a España. Será la ocasión de ofrecer a los amigos de las Bienaventuranzas, más allá de los retiros que se organizan, la experiencia del sacerdocio desde nuestro carisma específico, y expresado a través de la celebración de la Eucaristía, el sacramento de la reconciliación, la escucha y consejo, así como de la predicación. Precisamente, en esta primera ocasión, el padre Paul de Tarse habló sobre el ayuno y el combate espiritual, como medios para avanzar en la vida espiritual y prepararse a la celebración de la Semana Santa.

Participaron los Amigos del Cordero y amigos cercanos a la Comunidad.